Tras reunión con gobernadores en donde hubo acuerdo por restricciones a la circulación, el presidente Alberto Fernández define las nuevas medidas sanitarias.

El Gobierno define por estas horas las nuevas medidas sanitarias que regirán desde este sábado y que podrían extenderse por fuera del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), habida cuenta de la preocupación que se manifestó el miércoles en el encuentro que el mandatario mantuvo con gobernadores. En dicho cónclave se coincidió en que si bien el epicentro de la nueva ola se ubica en la Ciudad y el Conurbano, hay alertas en varios lugares del país.

En el segundo encuentro que Fernández mantuvo con los mandatarios provinciales se coincidió en la necesidad de continuar y profundizar una restricción de la circulación, algo en lo que incluso se mostró de acuerdo el Jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta, quien dijo estar "de acuerdo con todo lo que podamos hacer para restringir la movilidad" al tiempo que reconoció el efecto positivo de las medidas tomadas por el Gobierno, pese a no cumplir con la virtualidad de las clases.

El Presidente, que ya había conversado con los gobernadores del norte grande y San Juan, ahora lo hizo con diez gobernadores del centro y sur del país, a quienes pidió: "Si estamos de acuerdo en restringir circulación, me tienen que acompañar en el cumplimiento de las normas".

Según consignaron fuentes de Balcarce 50 a Ámbito, el anuncio oficial del nuevo DNU será el mismo viernes y el texto oficial extendería las medidas por 15 días más.

Entre las nuevas medidas se baraja el retorno a una "presencialidad administrada" a las aulas desde este lunes en el AMBA. Respecto a las restricciones a la circulación, desde el Gobierno aseguran que se mantendría vigente el horario de 20 a 6, aunque algunas fuentes aseguraron que se analiza adelantar a las 18 la prohibición de la circulación.

Las modificaciones se concentrarán en las actividades recreativas y también habrá un incremento de los controles de ingreso y egreso a la Ciudad de Buenos Aires.

"Hay que ver cómo nos ayudamos para hacer cumplir las restricciones. No solo hay que cuidarse a la noche, hay que cuidarse de día. El virus no sale a las 20 horas, está todo el día. Hay que recordar que los cuidados deben estar de día también, hay que hacer esa tarea docente con la sociedad", dijo a los gobernadores.

Del encuentro, que se llevó a cabo en el Salón Norte de la Casa de Gobierno participaron la ministra de Salud, Carla Vizzotti; el ministro del Interior, Eduardo de Pedro, y el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello. En tanto, los gobernadores que estuvieron de forma remota fueron, además de Axel Kicillof y Horacio Rodríguez Larreta, Mariano Arcioni de Chubut, Juan Schiaretti de Córdoba, Sergio Ziliotto de La Pampa, Rodolfo Suárez de Mendoza, Omar Gutiérrez de Neuquén, Arabela Carreras de Río Negro, Alberto Rodríguez Saá de San Luis, Alicia Kirchner de Santa Cruz, Omar Perotti de Santa Fe y Gustavo Melella de Tierra del Fuego.

La agenda de definición de medidas continuará hoy en el AMBA cuando, por un lado, Kicillof reciba a intendentes bonaerenses y Rodríguez Larreta haga lo propio con su Gabinete. Además, habrá un nuevo contacto (esta vez telefónico) entre el jefe de Gabinete de Nación, Santiago Cafiero, y sus pares bonaerense y porteño, Carlos Bianco y Felipe Miguel, quienes ya mantuvieron un encuentro el martes.

"Las medidas que impulsaste vienen bajando la circulación de transporte público y de particulares", aseguran que dijo Rodríguez Larreta al Presidente, al tiempo que aseguró que en la Ciudad "hay una meseta después de una crecida muy grande". "Estamos en 2700 casos por día lo cual es un número alto y preocupante porque nos genera tensión en el sistema de salud. Estamos atentos y preocupados y vamos a reforzar las medidas, estamos de acuerdo con todo lo que podamos hacer para restringir la movilidad", afirmó.

A su turno, Kicillof explicó que en Provincia de Buenos Aires se sufrió "durante el último mes el crecimiento exponencial de casos y utilización de UTI como nunca en la pandemia". "Las medidas que tomaste evitaron un desborde sanitario en el AMBA. Si seguimos en meseta es un desastre, hay que reducir los casos", le dijo al Presidente a la vez que opinó que "hay que aplanar urgente la curva".