Se trata de Claudio Galarza, representante del Frente para la Victoria en la ciudad balnearia, acusado de abusar de su familiar durante dos años. Por el hecho también fue detenida su pareja. Mirá los detalles...

Un concejal del Frente para la Victoria del partido bonaerense de Pinamar fue detenido acusado de haber abusado sexualmente en reiteradas oportunidades de su cuñada de 15 años, informaron fuentes policiales.

Claudio Marcelo Galarza (52) fue detenido en una vivienda ubicada en las calles Los Álamos y Shaw, junto a su pareja, Rocía Ayelén Salazar (24), quien quedó aprehendida acusada de facilitar el ultraje cometido contra su hermana menor de edad por parte del edil, señalaron las fuentes.

El operativo estuvo a cargo de efectivos de la Sub Delegación Departamental de Investigación de Villa Gesell. Galarza había sido denunciado el 19 de noviembre de 2017, cuando la menor y su madre relataron en la Comisaría de la Mujer y la Familia de Valeria del Mar que la chica sufría estos abusos desde que tenía 13 años.

En la denuncia, la pareja del concejal quedó señalada además por la víctima como quien “facilitaba el abuso”, indicaron fuentes del caso. "Según la víctima, había sido abusada en reiteradas oportunidades, tanto en casa de ella, como en la del imputado”, señalaron.



A partir de una investigación, en la que intervino la Unidad Funcional de Instrucción 4 descentralizada de Pinamar, a cargo del fiscal Juan Pablo Calderón, se recabaron testimonios, y se elaboraron informes psicológicos y peritajes médico legales que confirmaron lo denunciado, por lo que la justicia de garantías dispuso las detenciones. El concejal será citado en las próximas horas será citado a prestar declaración indagatoria.

Esta imputado por el presunto delito de “abuso sexual gravemente ultrajante por la duración y las circunstancias de su realización, triplemente agravado por la situación de convivencia preexistente, por ser el encargado de la guarda y por el vínculo en concurso ideal con corrupción de menores doblemente agravado”.

A partir de la denuncia que se presentó en noviembre del año pasado se recabaron distintas testimoniales y se ordenaron pericias psicológicas y psiquiátricas que culminaron con el pedido de detención que se hizo efectivo este lunes.

La investigación está a cargo de la fiscalía descentralizada 4 de Pinamar, perteneciente al Departamento Judicial Dolores.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios